jueves, 13 de noviembre de 2014

LEOPOLDO ALAS, "CLARÍN", LA REGENTA

LEOPOLDO ALAS "CLARÍN"
Escritor y crítico literario, Leopoldo Alas es también conocido por su seudónimo de Clarín.

Nació en 1852 en Zamora, ciudad en la que su padre era el gobernador civil y residía allí con su familia asturiana.

Cuando Leopoldo tenía siete años, su familia regresó a Oviedo.

Grabado coloreado de Oviedo en el siglo XIX


Realizó sus estudios de Derecho en Madrid donde se doctoró y comenzó a colaborar en diversas publicaciones y revistas literarias.

Obtuvo la cátedra de Derecho Romano y posteriormente la de Derecho Natural en Oviedo, ciudad en la que permaneció ya hasta su muerte.

Desde su  juventud tuvo gran interés por la literatura y cultivó el teatro y el periodismo satírico.

Fue amigo de Benito Pérez Galdós, al que consideraba como su maestro y de Armando Palacio Valdés. 

Sin embargo, fue muy crítico con el Naturalismo de Emilia Pardo Bazán y se opuso a la entrada de la escritora en la Real Academia. 

Interesado también en la política fue elegido concejal republicano del Ayuntamiento de Oviedo.

Falleció en Oviedo, en 1901.

















Calle de Cimadevilla en Oviedo en el siglo XIX

OBRAS DE CLARÍN


















Manuscrito de Clarín del primer capítulo de La Regenta


Clarín escribió dos novela extensas: La Regenta y Su único hijo.

Destacó también en la crónica y en los relatos breves. 

Entre sus muchos cuentos y novelas cortas se pueden citar: El Señor y lo demás son cuentosDoña BertaCuentos morales.

Algunos de los más conocidos son: PipáEl dúo de la tosLos dos sabios¡Adiós, Cordera!...

Su única obra teatral, Teresa, fue un fracaso.

Entre sus ensayos y artículos de crítica destacan los Paliques y los llamados Solos de Clarín de los que tomaría su seudónimo.
Cuarta edición de Solos de Clarín


Fue temido e incluso odiado por algunos escritores por la crueldad, agresividad e incisiva ironía que desplegó en su labor de crítico literario y filosófico.
Incluso llegó a tener que batirse en algún duelo a sable por esta causa.

Esta tarea de crítica que realizó durante toda su vida quedó recogida en más de dos mil artículos filosóficos, religiosos, políticos y literarios.



LA REGENTA

La Regenta es la primera novela de Leopoldo Alas "Clarín", publicada en dos tomos en 1884 y 1885 respectivamente.
Esta novela transcurre en Oviedo, ciudad a la que Clarín llama Vetusta que se convertirá así en la otra protagonista de su obra maestra.


La Regenta, es la obra más conocida de Leopoldo Alas y también es su obra más polémica, con una marcada influencia del Realismo y del Naturalismo vigente en Europa.

La novela es una obra que combina la técnica realista y la naturalista y resulta extraordinaria por el cuidado y los pormenores con los que se presenta la vida de Vetusta y sus diferentes clases sociales.


Clarín para la descripción del ambiente provinciano y del entramado de la vida colectiva de Vetusta, que es lo más naturalista de la obra, utiliza las técnicas del monólogo interior y del estilo indirecto libre, muy adecuadas para que la historia parezca contarse por sí misma y para penetrar en el interior de los sentimientos de sus personajes.

Si te apetece leer esta famosa obra de "Clarín" puedes hacer click en el siguiente enlace: La Regenta


PERSONAJES DE LA REGENTA

Plano del Oviedo clariniano, La Encimada y en el centro la torre de la catedral



La ciudad de Oviedo bajo el nombre de Vetusta es una de las principales protagonistas de la novela.
La visión que da "Clarín" de la ciudad  y de sus habitantes levantó un gran malestar y escándalo entre los ovetenses y llegó a ser censurada por el Obispo de Oviedo y posteriormente por las autoridades civiles hasta mediados del siglo XX por considerarla anticlerical y de lectura peligrosa.
Leopoldo Alas "Clarín" en esta novela presta una gran atención al detalle y hace un estudio profundo, irónico e inteligente de la ciudad de Vetusta y la vida en sus distintas zonas, sus diferentes estratos sociales y  sus personajes. 
Si te apetece dar un paseo por el Oviedo de La Regenta puedes hacer la Ruta literaria Clariniana.
Ruta Clariniana por Oviedo


ANA OZORES, LA REGENTA


Ana de Ozores de Quintanar, La Regenta o Anita es la protagonista femenina de la novela, está recién casada con el que fue Regente de la Audiencia de Vetusta, don Víctor Quintanar.

Ana es una mujer joven, bella y sensible, de conducta intachable y admirada por todos, vive constantes crisis nerviosas producto de su vida infeliz y de sus recuerdos.
En cuanto a su carácter está condicionado por la añoranza de la madre y la ausencia del padre, la soledad, la educación despótica a la que estuvo sometida y un episodio turbio de su niñez.



Busca escape a sus frustraciones en el misticismo y en la lectura y la escritura.
Mezcla en sus lecturas, ascéticos, místicos y románticos. Lee las Confesiones de San Agustín, San Juan de la Cruz, Fray Luis de León, Chateaubriand y otros textos religiosos que enriquecen su visión del mundo y la incitan a escribir.
Su inquietud literaria, se ve truncada por las convenciones sociales de su época que ven mal que una mujer sea escritora.

Siente deseos de ser madre pero lleva una vida de castidad forzada ya que don Víctor, su marido, mucho mayor que ella, no la trata como mujer, sino como a una hija.

Ana encuentra en la religión a través del Magistral de la catedral de Vetusta, don Fermín de Pas, un medio de purificación espiritual.



La extrema belleza y la juventud de la Regenta la hacen sentirse insegura sexualmente pues es el objeto de deseo de todos los hombres que la rodean salvo de su marido.
Ana se convierte en la pasión sacrílega del Magistral don Fermín de Pas y sufre el asedio de un caduco don Juan de provincias, don Álvaro Mesía.






Una combinación de circunstancias formada por el ambiente de Vetusta, el aburrimiento, la presión del medio, la capacidad de seducción de Mesía, la imaginación exaltada de Ana, la desatención y el paternalismo de su despistado marido serán los factores que inducirán a la Regenta a cometer adulterio con don Álvaro Mesía.

VÍCTOR QUINTANAR




Don Víctor de Quintanar es el ex-regente de la Audiencia de Vetusta. 

Es el anciano esposo de Ana Ozores llamada la Regenta como consecuencia del cargo que tuvo su marido.
Su papel es de ingenuo, confiado, un infeliz que vive sumido en su mundo sin presentir nada de lo que ocurre a su alrededor.
Hombre de trato agradable, bondadoso, distraído y sin voluntad propia.
No sabe representar su papel de marido, y está poco interesado en su relación conyugal, se preocupaba más por el teatro y la caza que de su esposa, a quien veía con ojos de padre.
Vive la deshonra que representa el adulterio de Ana como si se tratase de una obra de teatro clásico, en donde el protagonista tiene que vengar y lavar con sangre su honor.
Se ve empujado por las circunstancias sociales a un duelo con Mesía.


ÁLVARO MESÍA

Presidente del Casino de Vetusta y Jefe del Partido Liberal Dinástico.

Su papel es de un don Juan acabado y mediocre de ciudad de provincias.

A don Álvaro Mesía le importa mucho su fama y la opinión de los demás.

Más que el vicio, lo mueve la vanidad de ser envidiado por sus conquistas, la única característica que tiene en común con don Juan es la seducción y su atractivo físico ya está un poco en decadencia.


Es un Tenorio provinciano y presumido, es considerado elegante y  se viste a la moda de París para deslumbrar a las vetustenses.


Es un cobarde que prepara su huída al verse descubierto en su adulterio por Quintanar, el marido de Ana. 
Pero, a pesar de su miedo, se ve obligado por las circunstancias a acudir al duelo con el anciano marido ofendido.


EL MAGISTRAL, DON FERMÍN DE PAS

El determinismo social y educativo se aplica también al otro gran personaje de la novela: el Magistral de la Catedral y Provisor en la Diócesis de Vetusta, don Fermín de Pas.

Don Fermín es un hombre apuesto, orgulloso y con ansias de poder, pero está manipulado y dominado por las ambiciones de su madre.



















En su primera juventud, Fermo, o el hijo del cura como lo llaman en el pueblo, ve en sus estudios de Teología una manera de escapar de la taberna que regenta su madre y de la ignorancia, del vicio y del embrutecimiento en que viven. 


Pero a la edad de treinta y cinco años, en el Magistral no queda ya rastro de esa fe que fue arrancada por la madre y sustituida por la ambición de poder mucho más rentable para sobrevivir en Vetusta.




Fermín de Pas ya solo tiene una ambición de dominio sobre la cerrada sociedad de Vetusta cueste lo que cueste.

A  lo largo de la novela, su relación con Ana pasa de confesor a enamorado y de guía espiritual a actuar como un marido celoso.
Esos celos lo llevan a ser egoísta, cruel, vengativo y perverso. 
Se ve poseído por el odio al enterarse que la Regenta, a la que llama su hermana del alma, su mujer, su esposa como él la considera lo ha engañado y se siente deshonrado.




Fermín permanece indeciso entre sus deberes religiosos y sus ambiciones humanas y carnales.

Se siente frustrado por tener una carrera inapropiada para su temperamento apasionado y ardiente.

Su condición de clérigo le impide satisfacer sus deseos amorosos y la sotana lo humilla porque supone un freno a su hombría y a sus deseos de poseer totalmente a Ana. 

Vive en una lucha espiritual y física por el frustrado amor que siente por Ana pero sacia sus deseos carnales con las criadas que su madre le pone a su alcance.


PAULA RAÍCES


La figura materna de Paula Raíces resulta de extremada importancia para entender la figura del Magistral.

Paula Raíces una mujer ambiciosa y de origen muy humilde.
Criada en la miseria, para ascender se arrima a la Iglesia como ama de un cura y, al quedar embarazada de él, se casa con otro para dar a su futuro hijo un padre legal.
Ve en la Iglesia una manera de conseguir poder y riqueza y, ya que por ser mujer ella no puede ser cura,  empujará a su hijo Fermín a la carrera eclesiástica primero y a la corrupción después para conseguir su ambición de dinero.
Mantiene una apariencia de virtud externa y controla férreamente la carrera eclesiástica de su hijo.
Es una hipócrita que aparenta una vida de virtud pero en el fondo es cruel, falsa y avariciosa.

Doña Paula domina a su hijo  de muchas maneras, una de ellas es a través de las criadas jóvenes y guapas que contrata para el servicio de su casa y para que Fermín desfogue con ellas sus impulsos sexuales.

LA TEORÍA DEL DETERMINISMO
La novela naturalista extrae su base teórica del comportamiento humano marcado por la herencia biológica y por el medio según las teorías del determinismo de HipólitoTaine. 
Dos de los personajes centrales de La Regenta, Ana Ozores y Fermín de Pas, están dominados por las leyes del determinismo. 
Ana y Fermín no son lo que quieren ser, sino lo que determinan su orígenes, sus familias y la sociedad en la que viven.

La vida de Ana Ozores está gobernada por el determinismo, no elige su vida pues al casarse con don Victor Quintanar, deja de ser una niña inocente de la que todavía se acuerda y empieza a ser la Regenta.

Para ello  renuncia a todas sus aspiraciones y deseos y se convierte en el tipo de mujer que sus tías y Vetusta esperan de ella.

Ya no puede ser ni escritora ni santa, sino la  modélica mujer del anciano Regente.
La vida de Ana Ozores sigue entonces un camino sin esperanza que no ha elegido y le ha sido impuesto, un camino que acaba en un adulterio del que es cómplice toda la ciudad de Vetusta.



En el caso del Magistral, don Fermín de Pas, son los deseos de poder y ascensión social de su madre, doña Paula Raíces, mujer ambiciosa y dominante y su origen oscuro y miserable, quienes determinan su conducta.

EL SUBGÉNERO DE LA NOVELA DE ADULTERIO



El Realismo europeo había desarrollado un argumento semejante con el adulterio como tema central en obras como Madame Bovary del francés Gustave Flaubert, Anna Karenina del ruso León Tolstoi, El primo Basilio del portugués Eça de Queiroz o Los pazos de Ulloa de la española Emilia Pardo Bazán. 

Es un subgénero novelístico del Realismo denominado novela de adulterio.



La Regenta, la obra cumbre de Clarín, también tiene como trama central el adulterio, tratado de una manera como jamás antes se había hecho en la literatura española.

Algunos autores consideran la novela La conquista de Plassans, del francés Zola, la obra que más se asemeja en este tema a la de Leopoldo Alas, aunque se le suele dar prioridad a Madame Bovary
























LA REGENTA DE FERNANDO MÉNDEZ-LEITE
Las fotografías que ilustran a los personajes pertenecen a la serie de Rtve La Regenta con guion cinematográfico basado en la novela homónima de Clarín y dirigida en 1995 por Fernando Méndez-Leite.
Si visitas estos enlaces, puedes ver la serie completa y una serie de reportajes sobre su realización.

La Regenta, Serie completa, 3 capítulos

La Regenta, Los secretos del rodaje





Algunos de los datos extraídos para esta entrada son de:

Ricardo Gullón, Diccionario de Literatura española e hispanoamericana,
Madrid, Alianza, 1993.