miércoles, 7 de octubre de 2015

LA EPOPEYA DE GILGAMESH

GILGAMESH
Gilgamesh es un legendario monarca de la ciudad de Uruk y un héroe de la mitología sumeria.

Gilgamesh se convirtió en el quinto monarca de la dinastía I de Uruk. 

La tradición le otorga un largo reinado de 126 años, algo completamente imposible, y le atribuye la construcción de las poderosas murallas de la ciudad. 

Al menos, así lo recoge el poema y también una inscripción del rey Anam de Uruk, datada en torno al año 1825 a.C.













La ciudad de Uruk

POEMA DE GILGAMESH

El Poema de Gilgamesh es uno de los más antiguos de la humanidad, nos cuenta las hazañas de Gilgamesh, héroe de la mitología sumeria que gobernó, según la narración, en la ciudad de Uruk en torno al 2650 a.C.

Las doce tablillas que se conservan de la epopeya trazan al rey sumerio como un héroe mítico, de más de cinco metros de altura y compuesto en sus dos terceras partes por esencia divina. 
La justificación que ofrece la leyenda es que era hijo de la diosa de las vacas Ninsun y de un sacerdote llamado Lillah. 
Hasta mediados del siglo XIX no se encontraron los fragmentos de las tablillas, la mayor parte de ellas se conservan en el Museo Británico.


Se conservan diferentes fragmentos que  nos cuentan la épica historia de Gilgamesh y su particular odisea para escapar de la muerte.

Cada cierto tiempo se encuentran nuevas tablillas con fragmentos del Poema de Gilgamesh.

Ya en el año 2001 fueron encontradas trescientas nuevas tablillas con textos en cuneiforme. Algunas de estas tablillas modificaban el final que conocíamos del relato.

Hasta entonces la versión conocida del poema estaba extraída de una tablilla encontrada en 1853 en Nínive.



NUEVO FRAGMENTO DEL POEMA DE GILGAMESH


Recientemente ha aparecido nuevo fragmento en el Museo de Sulaymaniyah en Iraq al descubrir una tablilla con veinte nuevas líneas del Poema de Gilgamesh que data del periodo Neobabilonio.

El Museo compró en 2011 cerca de cien tablillas de arcilla, algunas intactas y otras cubiertas de barro, por algo más de seiscientos euros. 

Entre ellas estaba el fragmento con inscripciones cuneiformes ahora identificado con la tablilla V de la Epopeya de Gilgamesh.

A pesar de que no añade ningún episodio nuevo al texto que conocíamos, desvela algunos misterios que quedaban sin resolver.

Estas veinte nuevas líneas corresponden al capítulo quinto del poema, concretamente al episodio en el que Gilgamesh y su compañero Enkidu matan a Humbaba, el semidiós y monstruo guardián del Bosque de Cedros.


Esta nueva versión da matices morales al poema, mostrando a Gilgamesh y a Enkidu arrepentidos de matar a Humbaba, al que ahora se ha dignificado otorgándole un aspecto más propio de un rey que un monstruo.


Este nuevo descubrimiento demuestra la existencia de diferentes versiones del poema y que aún quedan muchas de ellas por descubrir.
Si te apetece leerlo, aquí puedes hacerlo:
CURIOSIDADES SOBRE EL POEMA DE GILGAMESH

EL POEMA DE GILGAMESH EN VÍDEO
Este vídeo te da algo más de información sobre el Poema de Gilgamesh:



ESCUCHA LA LECTURA DE UN FRAGMENTO DE GILGAMESH

Hace mucho tiempo, en la antigua civilización de Mesopotamia, el acadio era la lengua dominante.

Y, durante muchos siglos, siguió siendo la lengua franca en el Antiguo  Oriente. Pero con el paso del tiempo, poco a poco el acadio fue sustituido por el arameo, y se perdió en el olvido una vez que Alejandro Magno helenizó la zona.
Ahora, más de 2.000 años después, el acadio vuelve a oírse. 
En la Universidad de Cambridge, el Dr. Martin Worthington, un experto en gramática babilónica y asiria, ha iniciado la grabación de poemas, mitos y textos en acadio, Incluyendo La Epopeya de Gilgamesh.
Puedes escuchar un fragmento en el siguiente enlace:
El Poema de Gilgamesh en acadio

EL DILUVIO Y GILGAMESH


Casi todas las mitologías incluyen un mito sobre el Diluvio Universal. 


La mitología griega, maya, hindú o azteca tratan el tema y la hebrea recoge en la Biblia la historia de Noé y el Arca.
Por su lado la mitología mesopotámica trata también el diluvio en el Poema de Gilgamesh.
Tras diversas peripecias, Gilgamesh encuentra al mítico Utnapishtim, quien le cuenta la historia de cómo el dios Enki le avisó de que los dioses querían aniquilar a toda la humanidad en un Diluvio Universal. 
Utnapishtim construyó una nave en la que embarcó a toda su familia y logró sobrevivir cuando, tras muchos días de lluvia, al arrojar un cuervo a la inmensidad del océano no regresó, lo que significaba que había tierra firme en la que desembarcar.


LOS ZOMBIES Y GILGAMESH



La idea de los zombies se origina muy temprano.
En la Epopeya de Gilgamesh  la referencia  a los zombies está en la tablilla nº 6, en la que la diosa Ishtar quiere casarse con Gilgamesh y él la rechaza. 
La diosa enfurecida pide a su padre Anu  que envíe un toro salvaje  para atacar Gilgamesh.  El dios Anu se niega y entonces Ishtar dice:

"Volveré mi rostro hacia las regiones infernales,

levantaré a los muertos y se comerán a los vivos.
¡Haré que los muertos superen en número a los vivos!"


Estatuilla de Ishtar